Mi libertad...

La bella libertad que yo he amado
no he de trocarla de manera alguna
por ninguna traicionera fortuna. 
que me haga vivir encarcelado; 
No debes traicionar los sueños
que amas y persigues libremente
Aunque te ofrezcan locamente
Oro, plata y dinero; porque al cabo,
No hay bocado en sazón para un esclavo.»


José de Guardia de Ponté

 

E-mail: josedeguardia@gmail.com