SACRIFICIO

Palabra que deriva del latín "sacro" + "facere" = hacer algo sagrado, hacer sagrado alguna cosa, honrar algo, entregar algo. Su significado en la actualidad serían dos. 1) Ofrenda realizada a una divinidad o a Dios a cambio de algo. 2) Esfuerzo, pena, acción o trabajo que una persona se impone a sí misma por conseguir o merecer algo o para beneficiar a alguien.
Lo cierto es que algo de sagrado tiene el esfuerzo sea como sea, ya que nada que valga la pena se consigue sin una cuota de sacrificio.
Y existen muchos tipos de sacrificios, conscientes y voluntarios que se realizan por un bien superior. El verdadero sacrificio que nos redime, que convierte la acción en sagrada se hace únicamente por amor, nunca por dinero. Nos dice Dany Goleman: "El poder de las emociones es extraordinario, sólo un amor poderoso -la urgencia por salvar al hijo amado, por ejemplo- puede llevar a unos padres a ir más allá de su propio instinto de supervivencia individual. Desde el punto de vista del intelecto, se trata de un sacrificio indiscutiblemente irracional pero, visto desde el corazón, constituye la única elección posible."
Por lo general cuando una persona quiere demostrar que te quiere te lo demuestra con un sacrifico, con un acto honroso, con una entrega. No existe amor sin entrega. 
A veces cuando uno sacrifica algo precioso por un ideal o un bien supremo, en realidad no lo está perdiendo, ya que todo vuelve y muchas veces multiplicado. Es tan fuerte y poderoso el acto de dar algo importante por amor que genera un energía arrolladora. La vida no soporta el vacío que deja un acto de esta naturaleza, inmediatamente lo llena, lo compensa.
Mich Albon decía: "El sacrificio es parte de la vida. Es algo que debe asumirse. No es algo que se deba lamentar. Es algo a lo que debemos aspirar. Pequeños sacrificios. Grandes sacrificios".

Sabio es pensar entonces: "Casi todo lo que merece la pena en la vida, exige un sacrificio, una buena definición de sacrificio es entonces renunciar a algo -incluso a algo bueno- por algo mejor".

José de Guardia de Ponté
 


 

E-mail: josedeguardia@gmail.com